Síndrome de Reiter: causas

Muchas personas desarrollan el síndrome de Reiter de una a tres semanas después de un caso leve o grave de diarrea que es a menudo, pero no siempre, debido a una intoxicación alimentaria, como la salmonelosis.

El síndrome de Reiter también se desarrolla después de ciertos tipos de infecciones del tracto genital y urinario. Estas infecciones se pueden transmitir durante el contacto sexual. Muchas bacterias pueden causar artritis reactiva. Las más comunes son:

  • Clamidia
  • Salmonella
  • Shigella
  • Yersinia
  • Campylobacter

La artritis reactiva no es contagiosa. Sin embargo, las bacterias que lo causan pueden ser transmitidas sexualmente o en alimentos contaminados. Sin embargo, sólo unas pocas de las personas que están expuestas a estas bacterias desarrollan artritis reactiva.